Hace unos días, en una de las clases de yoga prenatal que imparto, solo se presentó una de mis alumnas (cosas que suelen pasar cerca de un festivo). Le pregunté si además de su habitual retención de líquidos en las piernas tenía alguna otra molestia específica aquel día. Ella respondió que sentía muchas molestias a nivel del diafragma, de las costillas, … algo normal ya que estaba en su tercer trimestre de embarazo.

En esta situación, en la que estábamos únicamente ella y yo, tuve el tiempo y la capacidad como profesora de Yoga de crear una clase específica que le ayudara a ganar espacio para ella y su bebé. Además, le sirvió para que elastificara la zona de su diafragma – a través de la respiración y las posturas – y añadimos un asana restaurativa para mejorar su circulación y regular su sistema nervioso. ¿El resultado? Ella se fue encantada y con la lección aprendida.

Aunque son muchos los beneficios de las clases de yoga prenatal en grupo, las clases particulares para el embarazo tienen un valor esencial para cualquier persona que tiene necesidades especiales, como las embarazadas. No obstante, con las vidas tan ajetreadas que vivimos, a veces es complicado encontrar ese momento para cuidarse, conectar una misma y lo que se está viviendo. Pero al mismo tiempo, una mujer embarazada siente que justamente esto es lo que necesita para vivir de forma completa esta experiencia vital. Es por esta razón que las clases particulares de yoga se pueden convertir en tu mejor aliado para vivir plenamente esta aventura. Siempre con un plus de intimidad, conexión y singularidad.

Entonces, ¿qué beneficios tienen las clases particulares de yoga prenatal?

Yoga prenatal en un espacio seguro e íntimo.

En estas sesiones se crea un espacio ideal para vivir tu embarazo desde otra perspectiva y de forma íntima. Tener en exclusiva a tu profesora te permite aclarar dudas y establecer una relación más cercana y de confianza mucho más rápidamente.

Una práctica que se adapta totalmente a tus necesidades.

Cada embarazo es un mundo. Es por eso que, en una clase privada, la práctica se adapta a tu situación personal física y mental, con ejercicios que te ayudan a fortalecer, elastificar, flexibilizar, acomodar mejor a tu bebé dentro de ti y a equilibrar tu sistema nervioso, previniendo y aliviando molestias. Conocerás mejor tu pelvis, aprenderás a crear consciencia sobre tu suelo pélvico y a cómo movilizarla durante el embarazo y cuando llegue el momento del nacimiento.

Profundiza en tu respiración.

La respiración te permitirá conectar contigo, con tu bebé, te ayudará a generar espacio a medida que crezca la criatura y te acompañará física, mental y emocionalmente durante el embarazo y el parto. Es la oportunidad perfecta para reencontrarte, honrarte, darle el lugar que se merece a esta experiencia de vida, este nuevo viaje que emprendes.

En definitiva, todas estas herramientas que aprenderás de manera personalizada en una clase particular para el embarazo, no solo te ayudarán a vivir con más conexión tu gestación y el parto, si no que te acompañarán en el postparto y el resto de tu vida, también fuera de la esterilla. Así que, si tienes la oportunidad, ¡pruébalo!

Elisabeth profesora de yoga prenatal

POR ELISABETH GONZÁLEZ

Siempre he sentido curiosidad por todo lo relacionado con el cuerpo y la salud. Estudiar enfermería me ha dado un marco teórico y, formarme en yoga especializándome en embarazo, postparto y suelo pélvico, unido a mi alta sensibilidad, me ha facilitado una amplia perspectiva para poder acompañar a las mujeres en esta apasionante etapa de la vida, la maternidad.

clases particulares de yoga prenatal

¿SABÍAS QUE EN MANDIRAM PUEDES HACER CLASES PARTICULARES DE YOGA PRENATAL?

▲ Tú eliges dónde, en tu casa o en la ‘nuestra’ (la escuela).
▲ Nos adaptamos 100% a tu horario.
▲ Tanto antes como durante las sesiones te acompañará un especialista en Yoga prenatal y post-natal, formado por Mandiram Yoga.

Comparte:
Valora:[kkratings]
Yoga en tu email.

En Mandiram queremos mejorar tu espacio físico y mental y el de la bandeja de entrada de tu email.

Por eso enviamos pocas newsletters, pero interesantes.

Lo prometemos.





Mandiram
NO. GRACIAS
newsletter
×